Repaso semanal fotologuero 017

¿El caballero oscuro o Dragones y Mazmorras?

Sábado, 28 de febrero de 2009


Una vez que Laura ha leído ya Bleach puedo, por fin, poner la imagen que tengo guardada desde hace unas semanas…

Una de las pocas cosas interesantes que quedaban por descubrirse en Bleach (me refiero a la aburrida etapa actual, aún hay mucho que contar en Bleach) era la apariencia “liberada” de Ulquiorra… Ete aquí que, cuando la ví, se me vino rápidamente a la cabeza un pensamiento…

¿Tanto tiempo con esta tontería para que homenajee a Venger? Pues sí, señores, pues sí… Ainss, Tite Kubo, qué mal estás…

—————————-

Parecidos razonables…

Domingo, 01 de marzo de 2009


Nos tomamos un descanso en la utilización de los títulos de películas y vamos con una de esas cosas que me gustan tanto…

Adaptaciones de manga en anime y cómo se ven unos reflejados en los otros… En este caso, Bleach y la saga del péndulo…

El anime está añadiendo alguna cosilla a mayores que no se contaban en el manga, por ejemplo a Ukitake intentando convencer a Shiba Kaien de que se convierta en su segundo capitán (no sé por qué, pero me gusta mucho más esa forma de decirlo que utilizar la palabra teniente), cosillas que están bien, pero tampoco añaden mucho.

De cualquier forma… mola. Así da gusto que hagan adaptaciones.

——————————-

Dave, presidente por un día

Lunes, 02 de marzo de 2009


Ainsss, elecciones en Galicia.

Luis Ventoso, comentarista de La Voz de Galicia ha demostrado la, para mí, visión más exacta de lo que ha pasado en las elecciones gallegas y os lo pongo a continuación:

La holgada mayoría de Feijoo puede interpretarse como una revuelta cívica del sentido común de los gallegos. El electorado ha castigado tres anomalías:

1.-En los cuatro últimos años el nacionalismo tuvo un poder en Galicia que no se correspondía con sus votos e intentó usurpar para sus siglas un país que es de todos, y no el coto del partido minoritario. Miles de votantes de izquierdas, que son galleguistas, pero no nacionalistas, han evitado votar a Touriño para no entronizar de nuevo a Quintana. A mayores, guste o no, y aunque muchos lo vean políticamente incorrecto, en las grandes ciudades había un malestar real por la escolarización de muchos niños en un idioma que no es el que emplean en su vida diaria familiar.

2.-Los electores no han perdonado el desquiciante modelo de dos Gobiernos en uno. Conselleiros que no hablaban con su presidente. Un país con dos nombres, Galicia para un bando, Galiza para el otro; dos agencias de lo audiovisual; la TVG repartida a medias… Demasiada bicefalia para que el sentido común no exija un giro. Touriño paga caro en las urnas el haber tolerado ser solo el presidente de media Xunta.

3.-Fraga fue desalojado porque los gallegos querían una honda regeneración democrática. La sociedad reclamaba limpieza, contrataciones y concursos honestos, nuevos modos más llanos y cercanos. Pero al bipartito se le subió muy pronto el coche oficial a la cabeza. El incienso del poder le sentó especialmente mal al BNG, partido que venía de la utopía y que cuando no pisaba moqueta gustaba de envolverse en vitolas de honestidad. El Bloque se ha enredado en concursos vidriosos, oposiciones a la carta, redes clientelares, el despipote del Gaiás… El gusto por la ostentación, un poco al modo del nuevo rico, ha sido otra seña del efímero bipartito.

De todo lo anterior ha de tomar nota Feijoo. Los gallegos le impusieron ayer una lista de deberes inexcusables:

– Gobernar con austeridad y honradez radicales. Algo que hasta ahora no fue precisamente el fuerte de su partido en Galicia (véase las diputaciones).
– Facilitar, por encima de todo, que nuestros emprendedores y los empresarios que crean empleo tengan pista para trabajar en Galicia, y más ante una hondísima crisis.
– Hacer cumplir las leyes que nos damos, erradicando nuestro esterilizante vicio de legislar para luego incumplir lo estipulado.
– Lograr la paz lingüística, devolviendo la libertad. Pero ojo: Galicia también penalizará a quien deje que muera el gallego.
– Evitar el sectarismo con los que no piensan igual, escuchar a la oposición, que representa también a miles de personas.

Galicia amanece con vuelco. Será ameno asistir a algunos raudos y pasmosos realineamientos mediáticos.

Amén.

A partir de mañana retomaremos la programación habitual.

—————————————

The Wonders

Martes, 03 de marzo de 2009


No, no seáis mal pensados… o sí. ¿A mi qué narices me importa? Al tema.

La medianoche es la hora de las brujas…

Crees en esa clase de cosas, pero la mayoría de la gente no admitirá que ellos también.

A medianoche, las puertas de nuestro mundo se abren al siguiente, y nos visitan los espíritus oscuros de la tierra de las sombras.

Los íncubos, los súcubos, La Vieja Bruja.

Se les conoces con nombres diferentes pero todas las historias tienen la misma marca. Los demonios llegan tras la medianoche, en las primeras tres horas del nuevo día cuando estamos solos y somos vulnerables, profundamente dormidos y sin ayuda, cuando no nos podemos mover. Yacen sobre nosotros, nos presionan y asfixian y nos quitan lo más preciado.

La vida, el amor, la cordura.

El sueño.

Si es que crees en esas cosas.

********************

Sólo por textos como este deberían alargar una o dos temporadas más la serie de Terminator: The Sarah Connor Chronicles.

La imagen pertenece a la película de animación de Wonder Woman.

Ayer estaba un poco bajo, me costó la mayor parte del día descubrir por qué. El aniversario de la muerte de mi abuelo. Generalmente me pillaba viajando y el viaje hacía que el día, que no por ello dejaba de ser triste, mereciese la pena. Este año no me ha pillado viajando. Una mierda de día. Una mierda de año.

—————————

Gran Torino

Viernes, 06 de marzo de 2009


Creo que es la primera vez que la imagen se corresponde con el título… y no es para menos.

Con Gran Torino, Clint Eastwood ha vuelto a conseguir lo que ya hizo hace 17 años con Sin Perdón… Si en aquella película se despedía de los personajes que interpretó como vaqueros, aquí se despide del personaje que le dió su mayor reconocimiento, Harry Callahan. Obviamente, su personaje aquí no se llama Harry Callahan, si no Walt Kowalski, un veterano de la guerra de Corea y el último residente estadounidense que sigue viviendo en su barrio… un barrio lleno de asiáticos.

Y no os digo nada más que luego os quejáis. Es una gran película, con partes muy tristes y en la que, por lo que ha dicho el mismo, Clint Eastwood se despide de su faceta de actor.

Qué gran película, qué gran director, qué gran actor.

A %d blogueros les gusta esto: