Una de documentales baloncestísticos…

Concretamente tres documentales, todos ellos sobre baloncesto, todos relacionados con la NBA… Aunque mi favorito es el que menos relación tiene con ella…

Empezaré con el que menos interesante me ha parecido y terminaré con el que más…

  • More than a game cuenta la historia del equipo de instituto al que pertenecía LeBron James durante los años en los que LeBron James perteneció al mismo con sus tres M.A.P.S. (mejores amigos para siempre) y un añadido más con el que no se llevan especialmente bien pero del que tienen que hablar porque resultó importante para conseguir el título… ¿Qué queréis que os diga? Vale que LeBron es la superestrella de la NBA y todo eso y que lo importante es cómo él y sus tres M.A.P.S. empezaron a jugar juntos en el colegio y a dónde les ha llevado la vida y bla bla bla… ¿De verdad es necesario nombrar tanto a Dios cuando se prepara un partido de baloncesto? Tiene pelotas la cosa… LeBron sigue sin gustarme un pelo y sí, quiere mucho a sus amigos y a su madre, pero… ¿no es lo mismo para la gran mayoría de la gente? Pues eso. Ahh, si quieren hacer un documental sobre LeBron, haced un documental sobre LeBron coñe, al menos eso interesaría a la mayoría del público.

  • Reggie Miller vs. The New York Knicks es algo más entretenido que el anterior y como su propio título indica está centrado en los enfrentamientos en playoffs entre Indiana y New York centrado en Reggie Miller y su puteo continuado a John Starks… Grandioso el detalle de la bronca de la madre de Starks a Pat Ewing por cogerlo por el cuello después de auto-expulsarse y la reacción de Miller lamentando el no haberse enterado antes para utilizarlo en su contra… Como no podía ser de otra forma también tiene un apartado dedicado a la infancia de Reggie Miller y cómo era puteado por su hermana Cheryl… Más entretenido que el anterior.

  • Once Brothers cuenta cómo desapareció la relación de amistad entre Divac y Petrovic una vez que comenzó la guerra en los Balcanes… Divac cuenta su versión y Petrovic… como que no puede hacerlo por motivos obvios. A pesar de todos los años que han pasado la relación entre Divac y Kukoc y Radja, los otros dos croatas importantes que jugaron en aquella mítica selección, sigue siendo tirante – aunque Divac dice que poco a poco la van recuperando – y es bastante impresionante el ver cómo los croatas siguen mirando a Divac cuando pasea por Zagreb. El padre de Petrovic no se prestó a salir en el documental, su madre y su hermano sí. Divac sigue manteniendo su versión sobre el incidente de la bandera… Hay que verlo para disfrutarlo.

Inquietante, ¿verdad?

A %d blogueros les gusta esto: